Esta crema es ideal porque protege de la contaminación de la ciudad
23761
post-template-default,single,single-post,postid-23761,single-format-standard,bridge-core-2.7.4,qodef-qi--no-touch,qi-addons-for-elementor-1.3,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-25.9,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode-wpml-enabled,wpb-js-composer js-comp-ver-6.6.0,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-8

Esta crema facial en textura gel es ideal para las chicas que viven en la ciudad porque protege de la contaminación

Esta crema facial en textura gel es ideal para las chicas que viven en la ciudad porque protege de la contaminación

Sabíamos el daño que el exceso de sol y la exposición a los rayos UVA podían causar en nuestra piel. También estábamos al tanto de que el frío y la sequedad no eran muy buenos amigos de la luminosidad y la hidratación cutánea. Creíamos saberlo todo sobre lo que afectaba negativamente a nuestro rostro hasta que descubrimos que algo tan cotidiano como vivir o trabajar en una capital podía estar causándole estragos. ¿En qué sentido? Pues debido a la contaminación de la ciudad que está generalmente presente en las más grandes y habitadas. Los efectos negativos de esta van más allá de la ya sabida suciedad que provoca y pueden derivar en acné, envejecimiento prematuro y en otros problemas dermatológicos.

¿Cómo combatir el efecto de la contaminación de la ciudad en nuestra piel?

 

Desde hace unos años, la industria cosmética está invirtiendo esfuerzos en dar con fórmulas e ingredientes que ayuden a proteger la piel de la polución ambiental y a revertir sus efectos cuando ya sea demasiado tarde. Y lo están consiguiendo, pues ahora ya es fácil encontrar cremas faciales, sérums y protectores solares con este beneficio extra. Por ejemplo, esta crema facial en textura gel de Biod que está disponible en Primor.

Según afirma la marca, esta crema para la cara puede utilizarse a diario aunque es mejor aplicársela por la mañana. Dicen, además, que mejora la resistencia cutánea frente a los daños causados por los factores ambientales y que bloquea el daño que los agentes contaminantes ocasionan en la piel. Eso es gracias a su fórmula enriquecida con un efectivo activo antipolución y su acción antioxidante. Por otra parte, esta aporta hidratación y elasticidad. Y por último, evita el deterioro celular que causa el envejecimiento prematuro de la piel que esta convivencia con la contaminación de la ciudad provoca.

Es apta para todo tipo de pieles pero es ideal para aquellas que están expuestas diariamente al ajetreo urbano. Y hay que fiarse, porque la marca Biod se inspira en las necesidades y formulaciones de la población japonesa que, de sortear la contaminación, saben bastante.